Caracteres de la guerra entre federales y unitarios

La historiografia oficial argentina, estereotipó a unitarios y federales con rótulos positivos y negativos, haciendo acreedores a los federales de todas las connotaciones negativas. Esta historia maniquea, además de inexacta, es desnudada ante el análisis de documentos históricos. Como el que les ofrezco a continuación. Las miserias humanas no saben de colores o de ideologías.

La revolución de diciembre trajo cuatro o cinco años de guerra que asolaron la República a un bárbaro e increíble extremo. Véase una prueba: en la acción de la Tablada, el coronel D. Ramón Deheza toma 380 prisioneros de Quiroga, y sin orden ni aviso de su general fusila 123 en el campo de batalla. Quiroga derrota a Lamadrid en la Ciudadela del Tucumán, toma 500 prisioneros y en cambio ¡los fusila a todos!.

Lo único que se aventajó en esos años fue que los argentinos sabían pelear y matarse mejor que nadie; dar una batalla de tres dias y tres noches como la de la Concepción del Río Cuarto, entre Pringles y Quiroga; tomar cañones a ponchazos, como en la Tablada lo hizo este… aplastarse a piedradas como en la acción del día siguiente, porque ya la pólvora se había acabado, las lanzas se habían roto y el cuchillo no tenía punta.

Maeso, Justo, Nota inserta en su traducción del libro de Woodbine Parish, Buenos Aires, citado en Meroni, Graciela, La Historia en mis documentos 2, Desde la revolución de Mayo hasta el triunfo federal de 1831, Textos Huemul, Buenos Aires, 1995.

IMAGEN:    http://historiapxxi.blogspot.com/2009/08/unitarios-y-federales.html

Deja un comentario